martes, 6 de noviembre de 2012

Yo, que he sido tu peor error.



“Si pudieras estar un día entero con cualquier persona, en cualquier lugar y haciendo lo que quieras, ¿qué sería?” Y cualquier persona normal, o no tanto, habría respondido alguna simpleza imposible como pasar el día con un modelo impresionante, en algún lugar exótico y follando como si no hubiese mañana. O quizá, algún imbécil, o no tanto, diese una respuesta sensiblera como volver a ver a algún familiar que ha fallecido del que no  recuerda ni su color de ojos. O conocer a un cantante famoso, un actor, un futbolista, la tía más buena de la universidad o ese tipo al que llaman “musculitos”, e ir a Nueva York, al Polo Norte, una playa desierta, un palacio, y escalar el Kilimanjaro, nadar con delfines, ir en limusina o tirarse de un jodido paracaídas desde la estratosfera. Yo al principio dudé, y luego haciéndome la normal, o no tanto, solté el típico sueño imposible, ya que dar pena diciendo tonterías sentimentales nunca fue lo mío. Creo que ha sido la segunda mentira más gorda que he dicho en mi vida, ya que la primera ha sido decir que había dudado, no lo hice ni por asomo. Ya que, mientras me hacían la pregunta, tú ya estabas bailoteando en mi cabeza, donde vives, y susurrándome cosas al oído como un ángel o como un demonio. Y desee estar contigo, y lo demás la verdad me importaba una mierda, pero si tenía que ser exacta, prefería estar en Madrid centro, perdidos y mirándonos. Solo eso. Ni siquiera pensé en tu cama y sus sábanas, ni en lo que te haría entre ellas. No. Solo quería mirarte, a ti, en ese estúpido rincón de la ciudad. Y pensé que mis pensamientos eran ridículos, o quizá, no tanto. 


2 comentarios:

Heroine. dijo...

Yo respondería igual.
Hermoso...

Lucy in the Sky with Diamonds dijo...

No tanto. En mi cabeza también se coló una persona mientras leía tu pregunta. Y sí, también una calle en concreto de Buenos Aires.
Precioso :)